CORRUPCIÓN E IMPUNIDAD

Vecinos de San Jacinto Amilpas denuncian privatización de la vía pública

Evlin Aragón/

Habitantes de la colonia Estado de Oaxaca, localizada en los límites del municipio de San Jacinto Amilpas y la agencia municipal de San Martín Mexicapam, denunciaron la ingobernabilidad y el cierre ilegal de las calles en la demarcación que impiden el paso libre de los vehículos.

Ante los medios de comunicación, explicaron como postes de concreto y cadenas han sido colocadas en las vialidades con la anuencia de la autoridad de San Jacinto Amilpas, situación que complica e impide el acceso de unidades que prestan el servicio de agua, gas, recolección de basura, entre otros.

“Algunas calles están completamente cerradas, otras tienen postes donde solo cabe un coche, pero ya un carro como el de la basura, una ambulancia o bomberos tendrían que buscar rutas alternas y eso a nosotros nos afecta porque se trata de nuestra seguridad y salud”, refirió uno de los vecinos.

En este sentido responsabilizaron a la presidenta municipal de San Jacinto Amilpas, Yolanda Santos Montaño, de autorizar la colocación de postes en la mayoría de calles de la colonia, toda vez que el personal que realizó las acciones y puso la señalización así lo refirió en su momento.

Ante ello promovieron un Juicio de Amparo en el juzgado Décimo de Distrito por medio del cual la autoridad de primera cuenta tendrá que rendir un informe justificado de los actos realizados, a fin de que el 29 de septiembre se lleve a cabo la Audiencia correspondiente.

Y es que para la población la situación es sumamente grave toda vez que, en diciembre del año pasado, no pudo acceder un camión de bomberos para sofocar un incendio, debido a la ingobernabilidad de las autoridades y la privatización de calles que ha traído como consecuencia.

“Ustedes saben que en una emergencia los minutos que dilate la ambulancia puede marcar la diferencia, hace unos días una persona infectada de COVID no puedo ser traslada de manera eficiente al centro hospitalario, por el contrario, tuvo que dar toda una vuelta para salir de la trampa en la que se ha convertido la colonia”, dijo un segundo vecino del lugar.

Los obstáculos colocados complican la salida de la demarcación durante las mañanas cuando la mayoría de la gente sale a trabajar, sin embargo, quienes los instalaron aseguran contar con el respaldo de su autoridad municipal por lo que han recurrido a la vía legal para evitar el conflicto con los vecinos.

“Es increíble la falta de sensibilidad que existe en este momento en donde estamos viviendo una pandemia, donde la personas tengan esta cerrazón y quieran privatizar las calles denominadas como vía pública”, sentenciaron.

Deja una respuesta